Reparación de abolladuras por varilleros.

 

La técnica conocida como “de varillas” o  Desabollado Sin Pintura  permite eliminar abolladuras sin tener que repintar la pieza siempre que la pintura no haya sufrido daños.

Ejerciendo presión por la parte trasera de la zona abollada, el varillero devuelve la forma original a la chapa sin dañar la pintura, con lo que evitamos tener que repintar.

No necesitamos aplicar masilla!!!

El tiempo necesario para la reparación permite que te lleves el coche mientras esperas en nuestro taller.

El desabollado sin pintura es la reparación perfecta en caso de daños por granizo debido a la alta calidad de terminación y con la ventaja de mantener la pintura original del coche, evitando posteriores decoloraciones o agrietamientos de masilla.

El coste de la reparación mediante nuestra técnica es muy inferior a las reparaciones convencionales.
Esta técnica se utiliza a diario en todo el mundo para reparar incluso vehículos nuevos, los varilleros viajamos allí donde se produce la tormanta de pedrisco.
Mantener la carrocería de tu coche en perfectas condiciones añade valor a tu coche a la hora de venderlo.

 

 
Home Servicios Reparación de abolladuras